viernes, 31 de octubre de 2008

La historia sin fin

Tras el nuevo atentado de ETA de ayer en la Universidad de Navarra, afortunadamente sin ningún muerto más que sumar a los logros de la banda asesina, y la consecuente respuesta del gobierno del Sr. Zapatero, con el típico “no conseguirán con las armas lo que quieren” o “no daremos ni un paso atrás”, me hace pensar en todo lo que ha sucedido en España con la dichosa independencia del País Vasco. Y llego a la conclusión de que, aunque pase el tiempo, la historia se repite continuamente, como el día de la marmota en la película “Atrapado en el tiempo”.

Cada vez que hay un atentado, sea de la gravedad que sea, siempre lo mismo, las manifestaciones del gobierno y demás representantes políticos y sociales, las concentraciones de ciudadanos como reproche a la banda por sus actos, los minutos de silencio en los peores casos,... y despues qué?

Siempre igual. Los diferentes gobiernos que nos han ido dirigiendo desde el principio de la transición han obtenido el mismo resultado en la lucha contra el terrorismo. Con Suarez y Calvo-Sotelo ni se hablaba de terrorismo. Con el Sr. González no se avanzó nada (más bien se retrocedió, debido a la chapuza del GAL). Y del periodo de gobierno del Sr. Aznar mejor ni hablar (de esto no se acuerda ya ni el Sr. Rajoy). Con Zapatero más de lo mismo.

Si no se quiere dialogar, si sólo se condiciona todo al abandono de las armas, si no se quiere ceder al chantaje político de la soberanía del pueblo vasco, si nadie da su brazo a torcer,... a quién quieren engañar con tanta palabrería, cuando todos sabemos que esto, tal como se están produciendo los acontecimientos, nunca terminará.

Si quieren la independencia, pues vamos a dársela, pero completa, en todos los aspectos, y sobre todo en el económico. A ver cuanto tiempo tardan en pedir a “papá” Estado la integración de nuevo en la unidad del territorio español.

Yo pienso que, mientras no se aporte ninguna solución que contente a ambas partes (y en más de 30 años no ha habido ninguna), creo que ésta es la única solución, en vista de cómo está el patio y de la historia pasada de ésta lucha entre independentistas y Estado Español, y sobre todo, teniendo en cuenta que hay que proteger la seguridad de los ciudadanos como aspecto prioritario. Vamos a dejarnos ya de tanto “hablar”, y pasemos a los hechos, que, en definitiva, es lo que queremos todos los españolitos de a pie.

1 comentario:

Paco Rodríguez dijo...

Lo que está bien para uno, esta mal para otro, todos se reprochan y todo sigue igual.

A veces pienso que politicamente le viene bien a alguno, mientras tanto, muchos minutos de silencios son muchas vidas