domingo, 25 de mayo de 2008

¿Calidad o ridículo? ¿Arte o política?

Tras el "espectáculo" visto en la noche del sábado, con Rodolfo Chikilicuatre como "estrella" de la noche, he de reconocer que sentí una gran verguenza de, en cierto modo, ser partícipe del gran ridículo realizado por España en éste gran espectáculo televisivo y de mediocre calidad artística, en líneas generales.

Uno tras otro fueron pasando los diferentes intérpretes de cada uno de los países. Y como en botica, de todo un poco (a Dios gracias que el pavo irlandés no apareció por el escenario). Calidad mediocre y, a mi modesto entender, buena realización televisiva para un show como éste.


Pero todo cambió cuando apareció España en el escenario. Puesta en escena de lo más cutre, fría, sin voz, obviando incluso algunas letras de la ¿"canción"?, sin conexión con el público (incluso algún que otro pito de rechazo), y haciendo el ridículo más grande que jamás haya hecho "Televisión Española" (que no España) en éste festival. Si se tuviese en cuenta la calidad musical, la interpretación y la letra, Rodolfo no hubiera saboreado ni un sólo punto (que es lo que merecía), pero fíjate tú por donde, desapareció la política musical en las votaciones, para dar paso a la POLÍTICA (con mayúsculas) de las alianzas y las relaciones internacionales, donde siempre se van a llevar la palma los países del Este, y España los puntos de los de siempre: Andorra, Portugal, Italia, Francia,... y poco más.


Está claro que España (o Televisión Española, mejor dicho) jamás volverá a ganar éste festival mientras el formato trasnochado que tiene no cambie. Y menos si lleva personajes como el de éste año, que lo único que ha conseguido es que unos cuantos espabilaos (llámense Buenafuente, El Terrat, Emilio Aragón, y otros más) se pongan las botas, económicamente hablando, con la "payasada" del verano, a base de un marketing brutal.


En definitiva, el festival sigue su caída libre al vacío, en lo que respecta a España. Lo mejor que se podría hacer es ignorarlo, no participar en votaciones de "supuestos" cantantes, bajar la audiencia televisiva,... o mejor aun, hacer lo posible para que Televisión Española dejara de participar en ésta farsa, igual que ha hecho la Televisión Italiana con un gran acierto. Vivimos en frikilandia
PD: Y para colmo, los barómetros de audiencia proclaman el festival de éste año como el programa más visto en los últimos 6 años, con 14 millones de espectadores. Quiero pensar que la mayoría vieron la actuación de España por el mismo motivo que yo: sentir cómo hacemos el ridículo en Europa en algo más que en el fútbol con nuestra selección. Es lo que tenemos.

4 comentarios:

Beatriz Rodríguez dijo...

Aquí discrepo contigo Migue. Yo me reí mucho y hacía muuuuuuuchos años que no veía el famoso festival de Eurovisión, que no es más que una farsa. Ese concurso hace mucho que dejó de tener prestigio, con lo cual, ¿por qué no reirnos de él? Nos hubieran dado los mismos puntos si hubiéramos llevado a "un cantante con una buena canción".
Aunque televisión española quiera seguir participando en este cutrerío de festival, los españoles han decidido llevar una burla. Si te digo la verdad yo el año próximo llevaría a Tamara y a su "no cambié". ¡¡¡Sería bestial!!!
Un beso.

Miguel dijo...

Me parece muy bien lo que dices Bea, pero eso deja de tener sentido cuando está financiado con el dinero de todos y sirve para que otros engorden sus bolsillos aprovechando el tirón. Pero esto es España, la mitad se levanta cada mañana para ver cómo engaña a la otra mitad, y siempre es más fácil gastar el dinero alegremente cuando es de los demás. Esa es nuestra televisión estatal. Si lo hicieran a privadas, sería otro cantar. En fin, somos "asín".

Raúl dijo...

Yo lo que digo es que estoy con beatriz. Al menos la gente ha visto este año eurovisión y ha defendido una canción sea como fuera. Porque no salio toda esta historia cuando llevamos a las ketchup representandonos a todos?
nadie dijo nada. Pues peor porque ellas si son cantantes profesionales o al menos han estado viviendo de eso un tiempo.
Viva rodolfo y luciana!!!!
Perrea perrea!!

Paco Rodríguez dijo...

Lo que estrá claro una cosa, se logró que se hablara de un festival que estaba muy descafeinado, recuerdo que solo tuvo algo similar cuando la primera OT y que cantaba Rosa.

No obstante me voy a quedar con una frase de Urdaci en el programa que me llegó, dijo que celebrar el festival no es rentable, que cuesta mucho dinero. Por eso mismo cuando el fue director de TVE supongo que no le interesaba y no buscaba el ganar, tal como estará pasando ahora.
Salud